Gary NumanGary Numan apareció a finales de los 70, como si de un androide se tratara, un androide claro está del planeta Bowie; entre glam y futurista. Su música habría que identificarla como tecno-rock  dentro del estilo del momento que era lo que se conocía como New Wave, o sea sintetizadores pero con batería contundente.

Primero con la banda Tubeway Army y después en solitario llegaría a alcanzar lo más alto de las listas británicas e incluso entraría en el top-10 de las estadounidenses. En solitario su disco The pleasure Principle, podría considerarse una obra maestra del género, un disco sin guitarras, todo teclados, que contenía uno de sus grandes éxitos: Cars.

Numan vestía de forma extravagante y se maquillaba, proclamando abiertamente sus influencias: David Bowie, Marc Bolan y grupos de música electrónica del momento como Ultravox o The Human League. En las entrevistas se mostraba como una persona ausente, presuntuosa y algo desagradable, todo ello más tarde sería atribuido a la forma de Síndrome de Asperger que padece. La gran popularidad de Numan y su abiertamente demostrado amor por el dinero, fue duramente golpeada por los críticos e incluso algunos compañeros músicos; el grupo Yes grabó una canción satirizando a Numan, llamada White Car en su álbum de 1980 Drama, haciendo referencia a la costumbre de Gary Numan de pasearse por Londres en el Chevrolet Corvette blanco que le regaló su discográfica; asimismo su anteriormente ídolo David Bowie, hizo que cancelaran su aparición en un episodio del programa The Kenny Everett Video Show en el que ambos estaba previsto que coincidieran.

Numan desconcertaba a la prensa, pero vendía. Era un joven creativo de 21 años, atormentado y solitario, que aún vivía con sus padres. No era punk, ni tampoco un nuevo romántico, y las retrospectivas sobre esta época tienden a olvidarle a él y sus influencias. Aun así, Gary Numan generó una legión de fans autodenominados Numanoids, los cuales permanecieron leales a su ídolo incluso durante los momentos más difíciles de su carrera, como la última mitad de los años 80.

En 1980 volvió a alcanzar el número uno en las listas de álbumes con Telekon, aunque ninguno de los tres sencillos superó el top 5. A estas alturas, Numan se encontraba superado por la presión del éxito y anunció su “retiro” justo antes de una serie de conciertos ya vendidos, en el Wembley Arena. La decisión de abandonar su carrera duraría poco tiempo, pero tendría un efecto nefasto en su popularidad, Numan vio como la voluble audiencia pop no tardó en desviar su atención hacia otros artistas.

A raíz de esta renuncia profesional en 1981, Gary Numan se dedicó a su otra gran afición, volar. Se convirtió en piloto profesional y emprendió un viaje alrededor del mundo durante el cual fue brevemente encarcelado en la India acusado de contrabando y espionaje, después de realizar un aterrizaje de emergencia. Contrariamente a la prensa de la época, Numan aseguró que no era él quien pilotaba el avión durante ese aterrizaje.

El primer álbum de Numan después del corto retiro, el triste y experimental Dance (1981), llegó hasta el número 3 en las listas del Reino Unido, pero cayó de ellas en solo ocho semanas. El más animado y bailable I, Assasin (1982) no funcionó mejor, ni aún con tres sencillos en las listas de éxitos el álbum consiguió superar la prueba y duró seis semanas. Warriors (1983) fue considerado el mejor álbum de Gary Numan en bastante tiempo, pop melancólico y guitarras amenazadoramente agresivas, el álbum alcanzó el número 12 y como su predecesor pasó tan solo seis semanas en el top británico. Éste fue el último álbum que grabó Numan para Beggars Banquet Records, y contó con una gira de 40 conciertos en las islas británicas, la primera actuación inglesa de Numan desde la cancelación en Wembley.

Durante muchos años la carrera de Numan pasó sin pena ni gloria hasta el año 1997 en que apareció Exile y más tarde Pure (2000) discos que restauraron la crítica reputación de Gary Numan que llegó incluso a hacer una gira por los Estados Unidos para promocionar el primero de estos trabajos; sus primeras actuaciones desde los años ochenta.

Después de años de ridículo en la prensa, Numan se encontró a sí mismo descrito como “el padrino de la música electrónica” y un artista respetado por sus compañeros de profesión, con músicos como Dave Grohl (de los Foo Fighters), Trent Reznor (de Nine Inch Nails) o Marilyn Manson incluyendo la obra de Numan entre sus influencias y haciendo versiones de éxitos del propio Numan. Basement Jaxx obtuvo un gran éxito en 2002 con el single ‘Where’s Your Head At?’, basado en un sample del tema ‘M.E.’ de The Pleasure Principle. Asimismo la banda Fear Factory produjo una versión de ‘Cars’ con la colaboración especial del propio Numan.